You navigated to a page that's not available in English at this time. Please select the link if you'd like to view other content in English.

Home

¿Cuándo pedir un préstamo es la decisión adecuada?

Las invitaciones para abrir nuevas cuentas de crédito están en todas partes: en el correo, en la televisión, en las tiendas y por Internet. Si bien puede resultar tentador, es importante que evalúe cuidadosamente su situación financiera para poder determinar si sumar más deuda es una buena decisión. Comience por responder estas preguntas clave:

¿Es una deuda "buena" o "mala"?

Antes de pedir un préstamo, determine si la deuda que tomará tendrá un impacto positivo o negativo sobre sus finanzas.

  • Una deuda “buena” puede ayudarle a alcanzar sus metas en la vida. Un préstamo para estudiantes o un préstamo hipotecario son ejemplos de una deuda que puede tener un impacto positivo en su futuro. Este tipo de préstamo puede considerarse una inversión para su futuro. Asegúrese de que pueda manejar los pagos y los cargos a corto y largo plazo antes de adquirir nuevas deudas.
  • Una deuda "mala" no ofrece rentabilidad a largo plazo. Tomar un préstamo para financiar unas vacaciones o usar las tarjetas de crédito para compras innecesarias, recreación y comidas en restaurantes solo le generará más deudas y aumentará sus pagos mensuales.

 Ponga límites a su deuda 

Use efectivo y crédito para financiar compras o proyectos importantes. Por ejemplo, use dinero en efectivo para pagar los materiales del proyecto, y una línea de crédito para pagar la mano de obra.

¿Cuáles son mis opciones?

Antes de pedir un préstamo, pregúntese lo siguiente:

  • ¿Mejorará mi situación en el largo plazo o es una compra impulsiva? 
  • ¿Podría esperar hasta que pueda pagar esto sin tener que pedir un préstamo?
  • ¿Existe una alternativa al préstamo, como vender algo que poseo para financiar la compra?
  • ¿Puedo usar mis ahorros para pagar en lugar de pedir un préstamo? 
  • ¿El pago mensual adicional perjudicará mi presupuesto y flujo de efectivo?

 Establezca un límite 

Si lo que quiere supera su límite de compra, dedique un par de días a pensar al respecto. Podría darse cuenta de que ya no le interesa adquirir más deuda.