Operar su empresa sin un plan de administración del flujo de efectivo es como tratar de remar en un bote contra la corriente: pierde tanto tiempo tratando de evitar perder terreno que no avanza nunca. Aquí incluimos cinco sugerencias que le ayudarán a administrar mejor su flujo de efectivo y a hacer que su empresa siga avanzando:

  • Aprenda los conceptos básicos. El flujo de efectivo (sólo disponible en inglés) es el movimiento de dinero que ingresa y sale de su empresa durante un período determinado. Para mantener un flujo de efectivo sólido en la empresa, el monto de dinero que ingresa en su empresa debe superar, o por lo menos cubrir, los gastos que salen.
  • Prepare una declaración. Preparar una declaración de flujo de efectivo puede ayudarle a mantenerse organizado y a calificar para un préstamo, ya que los prestamistas la usan, entre otros factores, para determinar si usted puede o no dirigir una empresa con éxito. Considere la posibilidad de adquirir una de las muchas aplicaciones de software diseñadas específicamente para crear una declaración de flujo de efectivo. Esto le ayudará a garantizar la precisión y la consistencia.
  • Haga proyecciones. Predecir sus ingresos y gastos puede ayudarle a prever — y a prevenir — la escasez de efectivo. Intente organizar sus cuentas por pagar y por cobrar en una hoja de cálculo, para que pueda ver por dónde ingresa y sale su dinero. Luego, use esta información para crear una proyección de flujo de efectivo (sólo disponible en inglés) para los siguientes seis meses. Tenga en mente que prepararse para lo peor puede contribuir a asegurar que contará con el efectivo adicional si lo llegara a necesitar.
  • Monitoree su ritmo de consumo. Un cálculo importante que debe tener bajo control es la cantidad de efectivo que gasta por mes, también conocida como su ritmo de consumo. Esto puede utilizarse para poder determinar durante cuánto tiempo su empresa puede seguir operando si no entran nuevos ingresos. Para entender de manera básica su ritmo de consumo, reste sus gastos operativos mensuales de sus ingresos y activos líquidos. Divida el total de sus activos líquidos actuales por su ritmo de consumo a fin de determinar cuándo se quedará sin efectivo.
  • Aumente sus cobranzas. Con todas las tareas que implica dirigir una empresa, puede ser difícil encontrar tiempo para ir detrás de los pagos atrasados. Sin embargo, adquirir el hábito de llamar a sus clientes cuando las facturas vencen, puede mejorar su flujo de efectivo en forma significativa. Utilizar una herramienta de programación o de cuentas por cobrar automatizada puede ayudarle a mantener el control de su ciclo de pagos. Y una vez que sus clientes vean cuán proactivo es usted, tendrá más probabilidades de pasar a la parte superior de la pila de cuentas que tienen por pagar.

Administrar su flujo de efectivo en forma eficaz requiere un poco de práctica, pero una vez que aprenda los aspectos básicos, puede comenzar a llevar a su empresa al siguiente nivel. 

Conocimientos comerciales de los expertos

El centro de recursos Wells Fargo Works de Wells Fargo ofrece acceso gratis a uno de los ofrecimientos de orientación e información más amplios en Internet para ayudar a mejorar y a hacer crecer su empresa. 

Centro de recursos Wells Fargo Works for Small Business(sólo disponible en inglés)