La compra de un automóvil, y su financiamiento, son decisiones significativas. Es importante determinar cuánto podrá pagar antes de comprometerse.

Estas sugerencias pueden ayudarle a entender cuánto puede gastar para el pago mensual, el pago inicial y otros costos relacionados con la compra de un automóvil.

Calcule el pago mensual de su automóvil

Antes de firmar sobre la línea punteada, determine su pago mensual, cómo se calcula, y si es asequible. Estos tres pasos pueden ayudarle:

  1. Si conoce el precio aproximado del automóvil (a través de investigaciones por Internet, anuncios, visitas a concesionarios u otros medios), puede hacer un cálculo aproximado de sus pagos mensuales.
  2. Al calcular sus pagos mensuales, tenga en cuenta su tasa de interés. Las tasas de interés variarán en función de si el automóvil es nuevo o usado, de su crédito y de la fuente de financiamiento.
  3. Para determinar si usted puede realizar el pago estimado, considere incluirlo en su presupuesto mensual durante tres meses, apartando el monto de cada pago en una cuenta de ahorros. Esto le mostrará cómo el pago afectará su presupuesto y le permitirá ahorrar fondos adicionales para el pago inicial.

Calcule su pago inicial

Una de las preguntas más importantes es "¿Cuánto debería destinar para el pago inicial?". Si usted arrienda el automóvil con opción de compra, es posible que no necesite hacer un pago inicial. Pero si lo compra, es probable que necesite hacer un pago inicial; un vehículo de intercambio también podría ayudar.

Para determinar un pago inicial asequible, en primer lugar evalúe su situación financiera:

  • ¿Ya ha comenzado a ahorrar para el pago inicial?
  • ¿También tiene ahorros guardados para otras metas y necesidades financieras, como ahorros para emergencias?

Si bien la opinión general es hacer un pago inicial del 20% del precio del automóvil, un estudio mostró que el pago inicial promedio fue del 11.7%. Recuerde, mientras mayor sea el pago inicial, menor será el pago mensual.

Determine el costo total de propiedad

Existen otros costos que se aplican al costo total de propiedad. El primero es el seguro. Tendrá que comprar un seguro de automóviles independientemente de que compre un automóvil nuevo o usado, o de que lo arriende con opción de compra. Dado que el seguro se basa en el valor del automóvil, las tasas son generalmente más bajas para los vehículos usados. Sin embargo, si un automóvil nuevo tiene ciertas características de seguridad, esto podría ayudar a reducir las tasas del seguro.

Un segundo costo a tener en cuenta es el mantenimiento preventivo del automóvil, que incluye el servicio de mantenimiento regular, los cambios de aceite y las reparaciones inesperadas, entre otros.

El financiamiento de un automóvil es un gasto importante. Si tiene en cuenta todos los costos, incluidos el pago inicial, el pago mensual, el seguro y los costos de mantenimiento, estará mejor preparado para calcular cuánto puede gastar.

Fortalézcase con conocimientos financieros

Estamos comprometidos con su éxito financiero. Aquí encontrará una amplia variedad de información de utilidad, herramientas interactivas, estrategias prácticas y mucho más, todo ello creado para ayudarle a aumentar sus conocimientos financieros y alcanzar sus metas financieras.

Mi Guía Financiera