Una vez que obtenga crédito, como un préstamo hipotecario o una tarjeta de crédito, lo más importante es mantener el control sobre dicho crédito, para que pueda lograr sus metas financieras sin endeudarse demasiado.

Administre su crédito

A continuación se incluyen algunas sugerencias para administrar su crédito:

  • Lleve un registro de sus gastos: Lleve un registro de los cheques que libró, de las transacciones con tarjeta de crédito y del uso de la tarjeta ATM. Revise sus estados de cuenta mensuales cuando lleguen e informe cualquier posible discrepancia de inmediato.
  • No exceda su límite de crédito en líneas de crédito y tarjetas de crédito: Su crédito disponible es la cantidad de crédito que le queda en una línea de crédito o tarjeta de crédito; es su límite de crédito menos su saldo pendiente. Asegúrese de mantener sus gastos por debajo de este monto. Siguiendo la “Regla 20/10”, es una buena costumbre no permitir que la deuda de su tarjeta de crédito supere el 20% de sus ingresos anuales totales después de impuestos. Y cada mes, no tenga más del 10% de su sueldo neto mensual en pagos de tarjeta de crédito.
  • Tenga un fondo de emergencia: Mantenga un respaldo de al menos el 15% de crédito disponible en caso de emergencia. O mejor aún, mantenga un fondo de ahorros para emergencias de tres a seis meses de gastos diarios en una cuenta líquida que devengue intereses. De esa manera, si pierde su empleo o tiene un gasto grande inesperado, no deberá pedir prestado más de lo que siente que puede pagar con comodidad.
  • Pague lo que debe: Siempre realice al menos su pago mínimo mensual. Al pagar un monto superior al mínimo, o mejor aún, el saldo total cada mes, se reducirán los cargos por financiamiento en los que puede incurrir. Asegúrese de no omitir ningún pago.

Realice pagos puntuales

El pago puntual es una de las mejores maneras de establecerse como un buen riesgo crediticio para futuros prestamistas.

  • Organícese. Coloque todas sus cuentas en un lugar para no perderlas ni olvidarse de ellas. Lleve una lista de las cuentas que adeude, y si le va a resultar más fácil para recordar pagarlas, haga que venzan el mismo día cada mes. (Comuníquese con su prestamista para ver si puede cambiar su fecha de vencimiento del pago.)
  • Preste atención a las fechas de vencimiento de los pagos. Envíe por correo su pago, o programe un pago por Internet a través del Servicio de Pago de Cuentas (Bill Pay), al menos una semana antes de la fecha de vencimiento.
  • Inscríbase en el servicio de pagos automáticos. Utilizar los pagos automáticos de préstamos de su cuenta de cheques es una manera simple y conveniente de realizar sus pagos con regularidad. Asegúrese de programarlos de acuerdo con el momento en que recibe su sueldo para garantizar que tenga los fondos suficientes para el pago cuando se gire.
  • Mantenga su información personal actualizada. Si se muda, recuerde completar el formulario de cambio de dirección en su estado de cuenta o actualícela por Internet para asegurarse de que su estado de cuenta le llegue a su nueva dirección.

Manténgase en contacto con sus acreedores

Comuníquese con sus prestamistas de inmediato si se atrasa en sus pagos. La mayoría de los acreedores están dispuestos a establecer opciones de pago alternativas, en especial si usted les informa de inmediato sobre su situación.

Fortalézcase con conocimientos financieros

Nos comprometemos a ayudarle a construir su éxito financiero. Aquí encontrará una amplia variedad de información de utilidad, herramientas interactivas, estrategias prácticas y mucho más, todo ello creado para ayudarle a aumentar sus conocimientos financieros y alcanzar sus metas financieras.

My Financial Guide (Mi Guía Financiera)